The Wire.

15:15



Hola a tod@s!

Soy una gran aficionada a la ficción televisiva, tanto es así, que el visionado de series ocupa una gran parte de mi tiempo de ocio. Sin embargo, hace poco más de un mes se acabó la temporada en EE. UU., dando paso a las series veraniegas, que, salvo alguna excepción, no sigo con demasiada atención. Esta orfandad ha dado lugar a que aproveche mi tiempo libre para ponerme con algunas de esas series que tengo pendientes desde hace tiempo,  como es el caso que les presento hoy en mi bitácora; en esta ocasión, traigo ante ustedes The Wire, una serie imprescindible creada por el escritor David Simon.




The Wire tiene una trama muy simple a priori: nos habla sobre el trabajo del departamento de policía de Baltimore en su lucha contra la delincuencia de la ciudad. Este argumento, que lo hemos visto millones de veces en otras tantas series de televisión, adquiere una dimensión nueva y original: no se trata de una serie de buenos contra malos, donde la justicia siempre triunfa: The Wire destaca por su enorme realismo. Encontraremos situaciones y personajes extremadamente complejos y no podremos dar por sentado lo que va a pasar porque, aún con el paso de las temporadas y la continuidad de su historia de fondo, las tramas siempre logran sorprender. 



The Wire se divide en cinco temporadas que tratan sobre diferentes aspectos de la ciudad de Baltimore,  retratada con una honestidad brutal. Encontramos que en la primera, se nos habla del narcotráfico callejero y el negocio de la droga, la segunda se centra en la corrupción de los muelles de la ciudad, la tercera trata sobre el lado oscuro de la política, la cuarta sobre la dejadez del sistema educativo que abandona aspectos fundamentales para el desarrollo de los niños y la quinta sobre el papel de los medios de comunicación con respecto a la decadencia de la urbe. Pero no se crean que cada temporada es independiente y las tramas se cierran cuando pasan los 13 capítulos que dura cada una de ellas: esto no es así en absoluto. Puedo decir, sin temor a equivocarme, que The Wire es la serie más parecida a una novela que se haya creado nunca, puesto que, aunque tenga esa división por temporadas, la trama es continua y los personajes que aparecieron al principio pueden surgir más adelante en otra situación: sabemos qué les pasa después, no desaparecen sin dejar rastro ni explicación. Al espectador sorprende e incluso emociona este trabajo, puesto que se ve claramente como la obra ha sido concebida como un todo, con el protagonismo perfectamente distribuido entre los diferentes caracteres que, por muy pequeños que sean, tienen algo que aportar a la historia.


No se puede hablar de protagonistas en esta serie, ya que se trata, sin ningún lugar a dudas, de una obra coral. Podemos dividir a los diferentes personajes según su papel, encontrando dos grupos principales: el departamento de policía de Baltimore y las calles de Baltimore. En ellos hay un enorme abanico de personajes, que van desde los que tienen más preponderancia dentro de cada estamento (altos mandos policiales, narcotraficantes con gran poder...) hasta los que sirven de base en estas organizaciones y que, en teoría no pintan nada, como policías de calle o traficantes de poca monta. Pero todos tienen su papel esencial en el teatro que ha creado Simon, y no se podrá dar por sentada la bondad o mezquindad de sus personajes al pertenecer a una u otra comunidad, ya que están creados con una larga serie de características que pueden unir en una misma interpretación ideas que, a priori, nos pueden parecer incompatibles. Mis preferidos entre la amplia gama de personalidades que nos ofrece la serie son Omar, un ladrón que roba a los capos de la droga y que logra imponerse en el mundo callejero a pesar de su abierta homosexualidad, Stringer Bell, administrador de una de las redes de traficantes más importantes de Baltimore, que compatibiliza su actividad criminal con su interés por sacarse una carrera universitaria y prosperar como hombre de negocios respetable o el Mayor Bunny Colvin, alto mando policial que decide luchar contra la droga de una manera transversal a como debería hacerse oficialmente. Ni que decir tiene que todas las interpretaciones son impecables, desde los personajes centrales de la acción hasta el extra más secundario, y que es el excelente casting de actores, muchos de ellos procedentes de la ciudad protagonista, el que le dota de alma y corazón a una historia de por sí magnífica.



El ritmo de la serie es sumamente pausado: los capítulos van pasando y parece que no sucede nada.  Con esto no quiero decir que la serie sea lenta, sino que carece de los fuegos de artificio de otras ficciones, en la que no hacemos más que encontrarnos sorpresas por doquier. The Wire avanza, sin prisa pero sin pausa hacia un destino incierto, dejándonos siempre la duda de si las cosas saldrán como deberían (con el triunfo de la justicia sobre la criminalidad) o si se quedará todo en un statu quo, a pesar de la encomiable labor de ciertos departamentos policiales por resolver los casos. Veremos como no todo es negro o blanco, como sucede en otras series de características similares, sino que detrás de cada operación policial hay intereses políticos y económicos, que el equipo de guionistas  y el propio Simon (que como ex - periodista en Baltimore conocía los aspectos más sórdidos de la vida de la ciudad) han sabido reflejar perfectamente.


Tengo que decir, de todas formas, que The Wire no es una serie fácil de ver. No engancha de buenas a primeras, sino que necesita de un compromiso por parte del espectador ante la obra que va a disfrutar. The Wire no es fast food, requiere un proceso de paladeado y digestión que hace que muchos se queden a mitad del camino o, incluso, que haya personas que, al tercer capítulo se den por vencidas. Como no me canso de repetir desde que acabé su visionado, esta serie es lo más parecido a una novela que me he encontrado nunca en televisión, por lo que se puede decir que sus códigos se acercan más a la literatura que a la ficción en imágenes. No soy la única que cree en la  extraordinaria calidad literaria de esta serie: muchos críticos ensalzan sus valores narrativos equiparándolos con el estilo y la fuerza de Shakespeare o Dickens, dada la tridimensionalidad de su argumento y los conflictos éticos y morales que nos presenta la historia. Por todo lo expuesto, no dudo en recomendar el visionado de The Wire (siempre en versión original, por favor) a todos los amantes de la buena literatura, ya que, sin duda, esta serie podría considerarse la gran novela americana del siglo XXI. Nota: 9´9/10.


Te encantará

30 bocaditos!

  1. Yo también me siento un poco "huerfana" ahora que han acabado las series. Yo en lugar de ponerme al día con otras series lo voy a hacer con algunas películas que llevo tiempo queriendo ver.
    The Wire no la conocía y pinta muy bien.
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entonces estamos igual! Yo quiero aprovechar estos meses para ver recomendaciones pendientes: he comenzado por The Wire, pero también hay varias películas que tengo que ver... Hay que ponerse al día! 1beso!

      Eliminar
  2. Compartimos también esa afición a las series de televisión. Y tengo que admitir que este periodo se hace un poco tedioso, aunque he encontrado una muy buena opción para sentirme un poco menos huérfana. Estoy completamente enganchada a la serie "Suits", desde que se estrenó en año pasado por estas fechas. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He oído hablar algo de Suits, pero la verdad es que no sé mucho de ella. Quizás le de una oportunidad, ahora que tengo tiempo. 1beso!

      Eliminar
  3. Pues no he visto ni un solo episodio, así que habrá que aprovechar estos días que no sabe una que poner para ver esta serie, que por lo que cuentas, me parece que me va a gustar mucho.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te aseguro que es una serie estupenda! Lo que pasa es que necesita algo de paciencia, que las cosas parece que no avanzan pero sí... Espero que te guste si la ves! 1beso!

      Eliminar
  4. -yo también la tengo entre las pendientes junto a los soprano, pero de momento estoy con Msifits, una serie británica de lo más cojonuda. Ya te diré en agosto cuando te vea en carne y hueso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Misfits es una de esas que llevan entre mis pendientes la vida, al igual que Los Soprano. Como no aproveche el verano me vas a adelantar de manera flagrante en eso del visionado de series! 1beso!

      Eliminar
  5. No conocía ni de oídas esta serie, pero puede ser una opción interesante. También ando poniéndome al día en series que no he visto. Gracias por la recomendación. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada! Ojalá que si la ves, te genere la misma satisfacción que a mi. 1beso!

      Eliminar
  6. había oído hablar de ella pero no me había parado a mirar de qué iba, también soy aficionada a las series así que tengo que darle una oportunidad, al menos a la primera temporada, por lo que cuentas creo que me gustará
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco sabía muy bien de qué iba, y el que fuera una serie de policías me echaba un poco para atrás. Afortunadamente, el universo de The Wire es mucho más complejo, y es difícil no sentirse atraído por él, aunque como digo, creo que es una de esas series que requieren compromiso y o la amas o te resulta indiferente. 1beso!

      Eliminar
  7. Pues yo también soy aficionada a las series, pero ésta en concreto no la conocía, así que me la apuntaré y tendré en cuenta lo que dices por si me flaquean las ganas de seguir con ella en los primeros capítulos:)
    1beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La serie terminó hace ya un par de años y no tuvo un éxito de público apabullante; quizás por eso se te haya pasado por alto. Pero la crítica la pone como la mejor serie de todos los tiempos y, aunque a mi hay otras que me gustan más, reconozco que su calidad y su concepción hacen de ella un producto exquisito. 1beso!

      Eliminar
  8. La tengo en mente desde hace tiempo. Quiero ponerme con ella cuando termine el visionado de "Los Soprano".
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo tengo que ponerme con Los Soprano! Al parecer estas series marcaron época, y cualquier aficionado a las mismas tienen que verlas obligatoriamente. 1beso!

      Eliminar
  9. Tengo un amigo que me ha hablado varias veces de esta serie, porque disfruta con cada capítulo. Definitivamente, voy a tener que echarle un vistazo. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hazle caso a tu amigo; tiene toda la razón del mundo! Es una serie muy buena,ya verás cómo te gusta. 1beso!

      Eliminar
  10. Me encanta esta serie que va camino de convertirse en una serie de culto, hay ya quien compara su audiencia con la de Los Soprano y el otro día en el País en el duelo de series la oponían a Dos metros bajo tierra, ahí es nada... yo soy muy fan de las series de televisión aunque solo he reseñado una jajaja... a ver si me apaño mejor y hago series y películas también :) Un beso ... grandísima reseña ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Yo también estoy siguiendo la guerra de series de El País, y creo que, con justicia, debería ganar The Wire (o Los Simpsons, por su influencia en la cultura mundial), y eso que a mi me encantan muchísimas de las que "combaten" en el periódico (como A dos metros... que es maravillosa!) Apoyo la idea de que esta es una serie de culto: ojalá que más gente se anime a verla. 1beso!

      Eliminar
  11. Hei.
    Pásate por mi blog que es importante!

    ResponderEliminar
  12. No la he visto pero eso de compararla con Shakespeare o Dickens no sé yo. Son dos medios totalmente diferentes...
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sé que puede sonar exagerado, pero analizando el guión de la serie sí que tiene sus reminiscencias a estos autores clásicos... De todas maneras, no lo digo yo, gente más entendida en literatura, como Vargas Llosa (al que enlazo en el post) utilizan sin pudor este argumento. 1beso!

      Eliminar
  13. Mira que te he leído y tienes razón en todo... pero no me engancha esta serie. Lo siento, pero algo me pasa que no termino de cogerle el punto teniendo todo para gustarme
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te entiendo perfectamente: como digo más arriba, esta es una de esas series que amas o te dejan indiferente. A mi al principio me costó, pero me alegro de haberle dado una oportunidad para cogerle el ritmo y entender su mecanismo de funcionamiento... 1beso!

      Eliminar
  14. Algo me pasa con The Wire que me da miedo ponerme con ella. Quizá son tantas las buenas críticas que he escuchado que pienso que me acabara decepcionando de una manera u otra... me ha pasado con otras que lo tenían todo para gustarme y no me llegaron.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ami me pasaba exactamente lo mismo: tanta alabanza me hacía desconfiar y por eso la fui dejando hasta que casi no me quedó más remedio que verla. Temí no entenderla o que no me pareciera tan brillante como a todo el mundo, pero afortunadamente, me ha gustado mucho. Si te animas con ella, ya me contarás, 1beso!

      Eliminar
  15. La tengo apuntada hace milenios xD!
    quiero verla!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya sabes, es obligatorio verla! Espero que te guste, 1beso!

      Eliminar

Pinterest

Tizire

Subscribe