Previously... (VI).

9:27


Hola a tod@s!

Marzo ha sido un mes raro, rarito, raruno en lo personal, cosa que inevitablemente se vio reflejado en el blog: tras un comienzo poco prometedor, navegando sobre una calma chicha de normalidad, llegó la mitad del mes con un vuelco de esos que trastocan y que me dejó muchos días sin ganas de leer, reseñar o comentar, hasta que un arcoíris imposible apareció en el momento menos esperado, recuperando mi ánimo lector y bloguero. Pero miremos en retrospectiva y con los datos en la mano lo que dieron de sí los últimos 31 días en El lado frío de mi almohada...


Lo Reseñado:

Marzo fue un mes de lo más ecléctico: como si de un presagio de lo que estaba al caer se tratara, reseñé a principio de mes Relato de un náufrago, una novela que de corte periodístico que me derivó una vez más a las aguas de García Márquez, y logró gustarme y estremecerme a partes iguales. Luego llegó el turno a La luna no está, una bonita y dura historia contada de una forma algo caótica y empática que creo que tendrá una larga vida. Cambiando radicalmente de tercio apareció por aquí Yibuti, un thriller sobre un tema candente que se alejaba de mis lecturas habituales y que sin resultarme inolvidable, supuso una bocanada de aire fresco en mi rutina lectora. Acabé el mes con un alegato pro - libros de papel proveniente de una larga abstinencia de contacto físico entre ellos y yo de la mano de una reseña sobre La vida de los objetos, una novelita que quizás pase desapercibida, pero que esconde en su interior una historia impresionante y muy bien hilada.


Lo Leído:

Mi primera lectura del mes fue La luna no está: ya saben que mi blog fue uno de los elegidos para leer esta historia en primicia e intentar convencerles, a base de un bombardeo de reseñas ejecutado el mismo día, que el libro vale la pena; como comenté en su momento fue una agradable sorpresa en mi dieta lectora que espero que se animen a conocer en primera persona. Tras esta historia me apeteció acudir a la ciencia - ficción, género que me encanta aunque lo frecuento menos de lo que debería: me acerqué entonces a la madre de todas las distopías, 1984. Creía haber leído antes esta novela porque conozco muchos de los elementos de su trama, pero tras haberla concluido me di cuenta de que me faltaban varias claves, así que me vino bien ponerme con ella. Tengo que reconocer que fue un error elegir este libro en el momento en que lo hice, pues justo comenzó mi mini crisis existencial y tardé mucho en terminarlo, a pesar de que me estaba gustando bastante; creo que en una época menos agitada lo hubiera apreciado mucho más, ¡menos mal que es carne de relectura! Cuando las aguas se calmaron, ya en la última semana, no sabía que leer: a pesar de mi amenazante pila de pendientes, ningún título aparecía en mi cerebro rodeado de lucecitas de neón. Mirando en estantes propios y ajenos me topé Contra el viento del norte y empecé a leer sus primeras páginas casi por aburrimiento. Sin darme apenas cuenta me vi inmersa en la trama cotilleando los e - mails de los protagonistas y algunas horas después llegaba a su impactante final, dejándome el regusto de una buena historia que no tardé demasiado en recomendar. Enfebrecida por dicha novela, me apresuré en buscar su segunda parte, Cada siete olas y como la mayoría había vaticinado, acabé naufragando de lleno: la magia del libro anterior se perdió y me costó muchísimo terminar esta historia que supuestamente ataba lo que había quedado en el aire: hubiera preferido la conclusión de aquel primer libro a la complacencia que vi en el segundo...


Vinieron para quedarse... (XII).

Como este mes llegaron muy poquitos libros a casa y no sé dónde metí las recomendaciones impepinables que he ido anotando, sustituyo una sección por la otra y todos contentos. Dos librines físicos y uno en digital aumentaron mi patrimonio bibliotecario, resultándome todos ellos la mar de interesantes.


A principios de marzo, Juan José Tapia me ofreció amablemente su novela Los sueños de Terpsícore, cuya sinopsis me resultó muy  llamativa, pues describía a la protagonista como amante de los libros, del chocolate, buena amiga y ¡bloguera literaria! Me pareció un personaje simpático y creo que la novela, de corte juvenil, puede resultar una buena lectura desintoxicante.


Tuve la enorme suerte de recibir un ejemplar en papel de Maldita, de Mercedes Pinto Maldonado, gracias a Cita Franco, madrina del libro, que pensó que ya era hora de que este erizo lector conociera a la pequeña Lucía. Es una novela a la que tenía muchas ganas y que estoy disfrutando actualmente: leídas las primeras cien páginas, puedo decir que me está gustando más de lo que esperaba. La otra obra de papel que llegó a mis estantes fue el álbum ilustrado Besos que fueron y no fueron, compra fruto de la melancolía: a mitad de mes estaba un poco embajonada y como para mí no existe mejor terapia que pasear por una librería, allí que me fui, a la caza y captura de alguna novela que me levantara el ánimo. Aunque tenía otras presas en mente, la  sección de álbumes ilustrados me atrajo de inmediato, y una imprevista llamada de teléfono que me aconsejaba que me comprara alguna obra de este tipo fue el empujón definitivo para llevarme este precioso libro bajo el brazo. Si se fijan en la foto, en la esquina superior derecha hay un bultito blanquinegro un poquito difuminado... He aquí un nuevo inquilino, no de mi estantería sino de mi hogar: mi perra se puso de parto intempestivamente y como resultado: ¡habemus canis! Es una hembrita y no me pregunten el nombre porque está siendo una decisión polémica: si en los próximos días se declara la III Guerra Mundial en Canarias, pueden citar este post en los libros de Historia para hablar del detonante de tal situación...


La viñeta lectora del mes:

Seguro que ya muchos la conocen porque se publicó hace poco y las redes sociales la extendieron bastante, pero es que me encanta: me siento plenamente identificada con el drama lector que supone  tener una tarde o fin de semana libre para leer y dedicarlo a una siesta eterna o a vaguear sin sentido y luego quedarte hasta las tantas con un libro en las manos cuando hay que madrugar... Es la historia de mi vida. Lo de leer hasta tarde lo voy controlando más, que yo sin dormir ocho horitas soy la mezcla perfecta entre ogro y troll, pero lo de perder el tiempo libre dejándome arrastrar por la pereza en vez de dedicarlo a ese libro que me hace ojitos desde la mesilla... ¡solucionar eso necesita una buena dosis de esfuerzo por mi parte!

Pues, ¡esto es todo, amig@s! ¿Algo que decir, aportar, preguntar, añadir? - Razón: ¡en los comentarios! Tengan un muy buen mes y ya saben: ¡en abril, libros mil! ¡Abrazos! ;)




Te encantará

42 bocaditos!

  1. No me suenan ninguna de las novelas de las que hoy nos hablas. Coincidimos, únicamente, en Maldita. Besos.

    ResponderEliminar
  2. Un buen resumen y alguna coincidencia tenemos.

    ResponderEliminar
  3. Pues yo me alegro mucho de que esa crisis haya pasado a la historia. En cuanto a lecturas, muero de ganas de leer "Maldita".

    Un beso shakiano!!!

    ResponderEliminar
  4. Muy buenas lecturas para este mes, aunque fuese raruno, ¿verdad? Espero que abril y la primavera te encuentren de nuevo en plena forma. Veo que te ha pasado lo que nos sucedió a la mayoría con "Contra el viento del norte" y "Cada siete olas" :-(( Una penita. Oye, pero genial la reseña de "La luna no está", le tengo unas ganas a ese libro... Besotes.

    ResponderEliminar
  5. Qué cosa más pequeñita!! Parece de peluche. Enhorabuena. Tengo que leer un día lo de los mails y acordarme de no leer esa segunda parte tan decepcionante para todo el mundo. El de Pinto me apetece pero me parece tan triste que de momento lo dejo pasar. ¿Qué tendrán las librerías que nos quitan las penas?
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  6. Me encanta esta sección tuya y como nos lo cuentas. Siempre tengo la sensación de que estoy mirandome en un espejo en muchas cosas. Empezando por esos fines de semana que te crees que vas a leer infinidad y terminas a última hora enfrascada mirando el reloj, pero sin soltar el libro con el canto de la lechuza, jajaja. Sí, así me pasa, igualito. No duermo siestas pero no sé que me pasa, siempre tengo cosas que hacer o me pierdo pensando, mirando, en la luna de no sé donde. Así marzo y para que negarlo, muchas veces.
    Yibuti me la he perdido, en qué pensaba? Luego me paso. El libro de los besos es fantástico!!! Es de los ilustrados que más, más me gustan. No solo por lo bonito y estético ¿y las historias? Los haikus, adivinanzas, juegos de palabras, super imagibativo y original. De verdad me parece una maravilla de libro, de principio a fin. Una joya. Me alegra que lo hayas incluido en tu colección, a mi también me da muy buen rollo, que a veces hace falta.
    Glattauer, tengo que contarte como topé con ese primer libro pero fue igual. Empezar y no poder dejar de saber de estos dos desconocidos virtuales, ya te diré. Y me ato los dedos para no dejarte un testamento, ya iremos hablando :)
    Un besote

    ResponderEliminar
  7. Ah! Y gracias por poner al cachorrín de la discordia, no se maten! ;)
    (Modo cotorra On)

    ResponderEliminar
  8. A pesar de la crisis creo que la lectura se te ha dado bien. La novela de La luna no está la tengo ya apuntada, aunque precisamente el bombardeo de reseñas me echaba un poco para atrás.
    1984, es una magnífica novela, pero es verdad que en cualquier momento no se puede leer, y en este mundo en el que estamos ahora se pueden encontrar demasiadas similitudes (por desgracia).
    Buenas lecturas para este mes.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Has tenido un mes genial aunque haya sido raruno.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Me parece que más allá de lo raro que pudiera resultar el mes, que siempre hay de esos por un motivo y otro, le has sacado mucho provecho y me alegra por ti.

    Te mando un besote y te deseo un excelente inicio de semana.

    ResponderEliminar
  11. Unas lecturas geniales, estoy deseando leer tus reseñas. También tengo el libro de Juan José Tapia esperando para leer y me gustó como a ti su sinopsis y su protagonista. Te diré también que soy como tú en cuanto a lo que comentas al final de la reseña. Me cuesta ponerme a leer en mis tardes libres y luego acabo quedándome hasta las mil de la madrugada leyendo, soy un caso.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Mes completito. Yo también he tenido el honor de recibir en casa a Lucía. A ver qué nos cuenta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Un repaso muy completo. Tenemos como lectura común en el mes La luna no está y luego he leído Maldita que me encantó, a ver qué te parece finalmente
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Muy buena media, he Tizire. Me apunto algunos que no conocía. Abrazos.

    ResponderEliminar
  15. Eso de que la primavera altera en mi caso es verdad, me altera los nervios... no puedo. En fin, el mes, con parón y todo ha sido productivo, mi parón está milimetricamente sincronizado, ocurre siempre en junio, con la entrada del verano aunque ya tengo los libros-botiquín para la ocasión seleccionados. La luna no está aquí lo leeré, 1984 ¿qué decir? y lo de Glattauer pues ya veremos. Lo que sí te digo es que me siento muy identificado con la viñeta jajajaj, a nveles que ni imaginas. Un beso :)

    ResponderEliminar
  16. Pues al final no fue tan mal mes, tengo muchas ganas de leer La luna no está, a ver que te parece Maldita, besotes

    ResponderEliminar
  17. Pues gracias a ti tengo muy bien apuntado Yibuti porque me encantó tu reseña y me convenciste (soy muy facilona, jajaja).
    De verás eres un troll y un ogro si duermes poco?? jajaja, somos lo contrario en eso. Yo duermo poquísimo cuando duermo más horas de las normales no hay quien me aguante :)

    Buen mes y mejor el próximo

    Bs.

    ResponderEliminar
  18. 1984 lo llevo retrasando varios años. Dicen que es tan deprimente que todavía no me he atrevido, pero quiero leerlo... un día de estos.
    El de Maldita lo he visto ya en varios blogs y me llama la atención. Veré si puedo hacerme con él.
    Al final has tenido un mes de lecturas muy completo, no está nada mal.
    Besotes.

    ResponderEliminar
  19. Unas lecturas muy interesantes, algunos de los libros ya los he leído. Me apetece Maldita.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  20. Me alegro que estés ya animada!!! tengo muchas ganas a maldita que la tengo en el kindle y el libro ilustrado me ha encantado.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  21. Un mes muy variado y muy completo enhorabuena, besos

    ResponderEliminar
  22. Oh, me he quedado pillada mirando a Canis (yo ya le he puesto nombre, haya paz). Me gustan estas entradas Previously tuyas, aunque te siga siempre, que te tengo vigilada, me encanta cómo lo cuentas. No me gusta tanto, lo de bajoncillo ese... pero me quedo con la remontada ¡¡ahí está mi Tizire!! :) Además con el peligro que tienen estos bajones para nuestro presupuesto, que nos da por ir a librerias. Y sí nos animamos, pero jope... El libro ilustrado de los besos, ando detrás de él, voy, lo dejo, otra cosa me llama, pero bueno, caerá, claro que sí. Y alguno más. Me doy miedo.

    Un besazo animado y animoso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah, se me olvidaba... la viñeta... es total. No soy de siestas, pero hoy sucumbí, y las pocas veces que me pasa suele a ser a horas rarísimas, de hecho sucumbí a las siete y media de la tarde ¿te lo puedes creer? Adivina cómo estaré a la una de la mañana. Y si, se va el santo al cielo y donde tenías pensando leerte unas cincuenta páginas te has quedado en cinco inexplicablemente porque la lectura te engancha pero el embobamiento se impone...

      Ea, más besos (ya que estoy)

      Eliminar
  23. Jajaja, anda, pues yo creo que aún no había visto la viñeta por las redes, pero mola un montón!

    "1984" no es una novela fácil, es cierto, y quizás sea de las que hay que escoger un poco el momento. Aún así siempre digo que es de mis novelas favoritas, por el contenido, por lo que sugiere, y por lo cercano que se antoja mucho de lo que nos cuenta si la leemos hoy en día.

    Y de lo que ha llegado a tu estantería, a "Maldita" también le tengo ganas. Y el de los besos ya lo había visto por ahí, aunque no es mi lectura :P

    Besines, y poquito a poco. Take it easy, que bajoncillos lectores tenemos todos. Y crísis existenciales, de paso, también ;)

    ResponderEliminar
  24. Hace poquito que empecé 1984 pero no fue el momento y abandoné su lectura. Yo también recibí "Maldita", no tardaré en leerlo. Espero que esa mala racha sea cosa del pasado.
    Besitos

    ResponderEliminar
  25. Con cada siete olas me pasó lo mismo. Con lo que me gustó el primer libro... Y Maldita lo estoy leyendo ahora, pero en mi caso despacito, que lo tengo en el móvil. Y por ahora me está gustando mucho.
    Y con la viñeta me siento plenamente identificada.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  26. Bueno, bueno, no ha estado mal la cosa, lo importante es que las aguas hayan vuelto a su cauce, y que tus ganas blogueras, también :-) Tengo muchas ganas del de La luna no está, y el de Mercedes Pinto. Un besote!

    ResponderEliminar
  27. yo quiero leer 1984 *____* ya lo tengo en casa!

    ResponderEliminar
  28. No ha estado mal tu mes. 1984 yo también la leí en una época complicada y me resultó un poco denso. Los de Glattauer me encantan, es cierto que el segundo pierde fuelle, pero a mí me parecía necesario.
    Y Besos que fueron y no fueron es una monada de libro.
    Me he enamorado de tu perrita, pensaba que era un peluche XD, que chiquitita y bonita!

    Un beso!!

    ResponderEliminar
  29. ¡Qué razón tienes! 1984 es carne de relectura! Yo lo leí con 18 años (hace más de una década yaaa!!!) Y para mi fue un shock, no había leído nunca nada parecido ni por asomo, y aunque se me hizo en ocasiones algo denso, me marcó. Todavía no he tenido ocasión de releerlo pero ardo en deseos!! ^^

    Un bsote!

    ResponderEliminar
  30. Me encantó tu reseña, yo recien voy a comenzar 1984, espero que me guste. Gracias por tus reseñas y tu lista de libros, la cual tiene títulos muy apetecibles.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  31. Que bien que te hayas leido 1984, es uno de mis libros favoritos.

    Me encanta lo de mecla perfecta entre ogro y troll

    ResponderEliminar
  32. Pues has tenido un mes bien majo. 1984 es una maravilla, ahora a por 1Q84? :-)
    La luna no está me ha cansado antes de leerlo. Ya veré lo que hago.
    En fin, a por abril!
    Besos

    ResponderEliminar
  33. Todo el mundo debería leer 1984

    ResponderEliminar
  34. En primer lugar, espero que lo que te haya pasado a mediados de mes no sea nada o se haya arreglado. Las lecturas a las que te has dedicado -que la mayoría he leído- son muy buenas! Besos!

    ResponderEliminar
  35. Un buen resumen. Sí señor!
    Besos!!!

    ResponderEliminar
  36. El de "Besos" como álbum ilustrado queda apuntadísimo, tengo imán para esos libros.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  37. La viñeta me ha encantado. En cuanto a los vaivenes literato-personales... ¿qué me vas a contar a mi?... ¿Has visto cómo los artículos se amontonan unos sobre otros en la cinta transportadora de una caja de supermercado una vez que la cajera los has pasado por el lector de códigos? Eso me está pasando a mí... Llevo 4 días para leerme 100 páginas!!!! Cuando no puede ser, no puede ser... Besos

    ResponderEliminar
  38. Sí que has tenído un marzo movidito, sí...

    Un saludoooo

    ResponderEliminar
  39. Una entrada super completa, como nos tienes acostumbrados. El de 1984 lo tengo pendiente. Y los dos de Glattauer los leí, el primero tuvo su pase pero el segundo me pareció muy prescindible
    Besos

    ResponderEliminar
  40. Hola Tizire! Los de Glattauer son los únicos que he leído, que aunque me parecieron entretenidos no llegaron a encantarme... Tengo muchas ganas a "1984" y "La luna ya no está". Y me has dado muchísima envidia con el álbum ilustrado, este año me tengo que hacer con él sí o sí:)
    1beso!

    ResponderEliminar
  41. La viñeta es buenísima.
    Yo ya casi no leo por la noche, que luego me envicio, y no hay quien me levante por la mañana.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar

Pinterest

Tizire

Subscribe